Factores a tener en cuenta para elegir el mejor transporte de mercancía

Factores a tener en cuenta para elegir el mejor transporte de mercancía

Aunque el primer factor que se te puede venir a la mente es el económico y decidirte por el transporte con el menor coste, la verdad es que para elegir el transporte más adecuado para tu mercancía debes tomar en cuenta varios otros factores. Por ejemplo, el éxito en los resultados de tu negocio no solo dependerá en el ahorro de los costes en traslado, sino también en el tiempo en que la mercancía tarda en llegar a su punto de entrega.

En vista de esto, Grupo Caliche, experto en logística de transporte de mercancía, recomienda que antes de elegir el medio de transporte la empresa debe hacer un análisis del tipo de mercancía que se desea transportar, el tiempo de entrega y se debe conocer a detalle las características de cada uno de los distintos medios, para saber cual es el que más se ajusta a las necesidades.

Principales factores a evaluar

  • Clase de mercancía: por lo general, se puede transportar cualquier clase de mercancía en cualquiera de los tipos de transporte. Pero debemos tener en cuenta que si deseamos transportar mercancía peligrosa, como por ejemplo productos inflamables, químicos, etc., un viaje en avión no será la mejor opción.
  • Recorrido: hay que hacer una evaluación del recorrido de la mercancía, saber desde que punto sale y hasta que punto debe llegar para así evaluar las condiciones del trayecto y el clima. De esta manera podremos elegir un medio que nos garantice la seguridad y el resguardo de nuestros paquetes.
  • Seguridad: en relación al resguardo de la calidad de la mercancía, lo mejor es que los productos frágiles viajen cómodamente en avión, mientras que si se elige enviar cargas por vía marítima, es una buena idea empacarlas dentro de contenedores que las resguarden de robos.
  • Rapidez: aunque no es el factor de más relevancia a la hora de tomar una decisión, se debe tomar en cuenta que la inmediatez con la que la carga llegará a su receptor demuestra eficiencia en los procesos lo cual es de alto valor para el cliente.
  • Presupuesto: por supuesto que el costo del traslado representa un factor de suma importancia en el proceso de elección, pero también se debe sopesar en relación al factor de seguridad y resguardo.

Tipo de transporte  

Mar

Se trata del medio de transporte que más mercancía puede transportar, por lo que es el más escogido por las empresas para el comercio internacional y aunque no es el transporte más rápido, se compensa al tratarse del más económico para grandes distancias.

Aquí no debes olvidar que necesitarás un segundo medio de transporte para movilizar tu mercancía desde los puertos.

Aire

Es el transporte por excelencia de los envíos urgentes o para mercancía frágil y/o de alto valor.

Sus puntos fuertes son la rapidez y la seguridad, pero en consecuencia esto genera altos costes, convirtiéndolo en el transporte más costoso.

Además, este transporte puede dar cabida a la menor cantidad de mercancía y presenta mayores limitaciones de peso y volumen, por lo que hay que evaluar otros medios quizá más lentos, pero con más espacio de carga.

Carretera

Esta es la vía más recomendable cuando tengamos que llegar a distancias cortas y medias con rapidez, además que te ofrecer llegar donde ninguno de los otros medios puede. Por otra parte, su punto débil es su alto riesgo de sufrir accidentes en la vía y comprometer la carga.

Tren

Es útil cuando el volumen de envío es alto ya que todos los contenedores se transportan al destino en un solo viaje, puede transportar el equivalente a 400 camiones. También, ofrece entregas rápidas en distancias mayores a 800 kilómetros y garantiza la seguridad de la mercancía durante el trayecto.

Al igual que por la vía marítima, con este medio también se debe tomar en cuenta que hay que contratar un segundo medio de transporte como camiones o tráileres para completar el envío.

Transporte multimodal

Por tratarse de la combinación de distintos medios de transporte, permite acelerar los procesos de recepción de la mercancía. Es importante tomar en cuenta tanto el peso como el volumen de las mercancías, de forma que podamos asegurarnos que pueda ser transportada con total seguridad en los medios que elijamos. Recordemos que algunas cargas son demasiado grandes y pesadas para viajar en avión, mientras que otras son demasiado frágiles para ir en barco.

En conclusión, la mejor elección dependerá de las necesidades y tipo de mercancía a transportar, y el éxito del envío, de un buen análisis de las diferentes opciones al momento de la elección.