Los disfraces medievales están de moda

Los disfraces medievales están de moda

Uno de los sectores que más hemos visto como ha crecido en los últimos años, en especial el de los disfraces medievales.  Estamos ante una época de la historia a la que merece la pena regresar. Quizá también es un periodo de la historia donde los trajes daban realmente mucho juego.

Las ciudades y pueblos saben de su atractivo

Las fiestas o ferias de este tipo las celebran cada vez más pueblos y ciudades. Son conocedoras todas de la gran fama que dan a los sitios en los que se celebran.

En el caso de las ferias, son el sitio en el que las ciudades lo que hacen es regresar varios siglos atrás en el tiempo, pues las calles se llenan de artesanos que lo que hacen es vender toda clase de productos en los puestos o casetas que tienen.

Los hay que han una serie de demostraciones con materiales de aquellas época, además de la gran cantidad de restaurantes o bares que gustan de decorar los interiores con muchos adornos. Todo esto hace que sean un lugar de lo más adecuado para las reuniones de familia y pasarlo bien.

Se hacen también gran cantidad de espectáculos callejeros, como pueden ser los teatros, espectáculos musicales o bailes de época, así como los típicos cuentacuentos o los malabaristas.

Una forma de viajar atrás en el tiempo

El caso es que no son solo las poblaciones las que viajan atrás en el tiempo. Los habitantes y participantes en estas fiestas también se suman gracias a los disfraces medievales. Eviltailors, como especialistas con muchos años en el sector de los disfraces creen que nunca hubo tanta oferta y de los niveles de calidad que hay actualmente. Muchos clientes que acuden a su tienda les comentan que algunos están realizados con tanto detalle que parecen reales.

Lo cierto es que son disfraces que en muchos casos también se pueden llevar para pasar un buen rato en las muchas actividades de ocio que se celebran. El caso es que las ferias medievales son de los eventos que más popularidad tienen en nuestro país y cada año aumentan más.

El caso es que si realmente te gusta la época medieval y no te vale con las típicas ferias, lo mejor es ir a las muchas recreaciones de la edad media que se hacen por toda nuestra geografía. Siempre hay que pensar que estas celebraciones son un buen sitio para pasar buenos momentos con tus amigos o familiares.

Vamos con algunos de los disfraces más populares:

Joker

Este disfraz de Joker  está entre los que más demanda el público, siendo en el medievo el que animaba todas las fiestas con sus múltiples habilidades.

Escudero medieval

De los que más se piden, pues todo caballero necesita un escudero. Da muchas posibilidades a la hora de elegir disfraz.

Caballero medieval

Si pensamos en la edad media, es de los primeros disfraces en los que uno piensa. Los hay de muchos tipos, desde los que tienen escudos a armas o cascos de distintas clases.

Tabernera o tabernero

Cuando se piensa en la edad media también nos acordamos de que los caballeros después de las batallas siempre bebían mucho. Las grandes fiestas que se hacían quedan como un anillo al dedo a la hora de tomar un disfraz.

Reyes o reinas

Estos son los trajes más bonitos, aunque no siempre los más prácticos. Aquí es cuando en la historia los reyes comenzaron a ser realmente famosos.

Campesinos

Aunque no eran los personajes más protagonistas, si que es un disfraz sencillo, con el que pasarlo bien.

Monjes

Los monjes en el medievo fueron personajes cultos, que casi eran el reducto de una época en la que la cultura no fue tan cultivada como en Roma o Grecia.

Una vez hemos hecho este recorrido, ahora puedes ver que los disfraces de la Edad Media tienen muchas opciones. En el caso de que hagas una fiesta medieval, no te olvides de tener en cuenta el tamaño que quieres que tenga.

En este sentido es importante ver la clase de disfraces que necesitarás, así como unos complementos a la altura que nos hagan sentir a los invitados como si estuviesen en aquellas épocas.

Todos coincidiremos en que esta clase disfraces viven una época magnífica, pues en multitud de ocasiones se usan para los clásicos mercados medievales que tantas veces se ven en las fiestas de ciudades y pueblos españoles.

Así que ya sabes si realmente quieres marcar la diferencia y e ir vestido de la mejor manera, solo tienes que elegir el tipo de vestido medieval que más te guste. ¡La mejor de las suertes en tu elección!